Archivo mensual: septiembre 2012

Los departamentos modernos

El desarrollo de la construcción de departamentos se ubica en  Alemania, después de la Primera Guerra. Allí los primeros arquitectos modernos sentían el compromiso social de construir “viviendas para todos” y querían gastar poco para hacer la mayor cantidad de casas posible. Puestos a imaginar, los arquitectos alemanes eran infalibles. Así desarrollaron viviendas mínimas, bien iluminadas y ventiladas.

La moda alemana llegó a La Argentina y dejó su huella en los edificios racionalistas que se construyeron en las décadas del 30 al 50. Esas construcciones blancas, con ventanas horizontales y un ascetismo que emociona, también se hicieron aquí con la mejor calidad y se ajustaron un poco las dimensiones de los ambientes.

Las habitaciones ya no eran de 4 por 4 como en las viejas casas llamadas  chorizo, pero eran grandes y bien funcionales, de igual forma los techos seguían siendo altos. Con el auge de este tipo de construcción, los códigos de edificación tuvieron que establecer las medidas mínimas de los ambientes. El Código de Edificación de la Ciudad de Buenos Aires, por ejemplo, establece que el dormitorio no puede tener un lado menor a 2,8 metros. Pero, si es el segundo dormitorio, esa medida puede ser de 2,30 metros. Además, la norma establece que la superficie de ese segundo dormitorio no debe ser menor a 8,60 metros cuadrados.

Fuente: Departamentos modernos

Grupo 1 Construcciones
San Juan 2595 1º piso
S2000OUG- Rosario
Santa Fe – Argentina

t. (+54 0341) 4266115

w. http://www.grupo1construcciones.com
m. ventas@grupo1construcciones.com

Sumate en  Facebook

2 comentarios

Archivado bajo Arquitectura

Muebles con materiales reciclados

El diseño llamado ecológico se está imponiendo a pasos agigantados en la decoración de interiores. Se trata de muebles elaborados de materiales insospechados que luego deben diseñarse y distribuirse conforme a la lógica.

Los principales materiales utilizados en los diseños ecológicos son los reciclados, productos clave para ahorrar energía y reducir el impacto en el ambiente. Las empresas lo saben y muchas han comenzado ya a explotar este  filón en busca de nuevos consumidores: los amantes de la naturaleza y ecologistas.
La madera reciclada es uno de los materiales más utilizados para potenciar un hogar ecológico. Mesas, sillas, revisteros, cómodas o estanterías están ya en los catálogos de muchas tiendas especializadas en el mueble y en algunas grandes superficies.

Entre los diseñadores que han encaminado su oficio a este trabajo destaca el holandés Piet Hei Eek, cuyos muebles ecológicos han creado escuela. Él mismo explica las ventajas del mobiliario ecológico: “Si creas un mobiliario sencillo con materiales naturales y éste envejece, seguirá siendo bello y su valor estético nunca disminuirá”. Estos muebles, además, facilitan la transmisión de calor de la calefacción, por lo que reducen el consumo de ésta en un 15%. También emplear pinturas de color claro ahorra energía, sobre todo de luz o la instalación de espejos que multiplican el efecto lumínico.

Si van a reciclar a partir de ahora, les aconsejo la compra de una prensa de papel, especial. Si se acostumbran a guardar todo el papel viejo, pueden  luego mojarlo y apretarlo hasta hacer una masa compacta y meterlo en la prensa. Girar las ruedas y dejarlo unos dias. Consigues así baquetas o ladrillos de papel más fuertes que los de adobe. Y con esos ladrillos pueden hacer desde un mueble, si se hacen pequeños, hasta un muro de división de dos habitaciones. Incluso sirven para decorar las paredes, según el color con que se pinten. De igual forma  suelen ir muy bien como frentes de chimenea.

Fuentes: Decoración y diseño de interiores

Grupo 1 Construcciones
San Juan 2595 1º piso
S2000OUG- Rosario
Santa Fe – Argentina

t. (+54 0341) 4266115

w. http://www.grupo1construcciones.com
m. ventas@grupo1construcciones.com

Sumate en Facebook

Deja un comentario

Archivado bajo Arquitectura

Mundo vivienda, Rosario 2012

Mundo vivienda 2012

Más de 3500 personas por día en Mundo Vivienda. La exposición de la industria de la construcción más importante del interior del país. Se desarrolló desde el jueves 6 de septiembre hasta el sábado 8 de septiembre en el Centro de Convenciones Metropolitano de la ciudad de Rosario. Grupo 1 Construcciones participó con sus proyectos y acciones.

La industria de la construcción público y privada, la arquitectura, la ingeniería, la decoración y los principales insumos y servicios del sector se concentrarón durante tres días en la ciudad de Rosario, en un inmejorable marco de desarrollo y ejecución de obras de vivienda, urbanismo e infraestructura.

Mundo Vivienda contó con espacios dinámicos, presentaciones de productos, actividades académicas, charlas técnicas de actualización profesional, jornadas con expertos de urbanismo, desarrollos inmobiliarios, nuevas tendencias del sector. Rosario, por su desarrollo, su pujante industria de la construcción y por el nivel y calidad de sus empresas, estuvo en condiciones de tener una exposición de gran escala.

Mundo Vivienda fue así el encuentro más grande del rubro del interior del país y se centró en el diseño, la arquitectura y la construcción, con sus productos e insumos. Asimismo, fué el marco ideal para plantear la problemática de la obra pública de vivienda y las alternativas que se pueden desarrollar para la clase media. Es indudable la importancia del sector constructivo local a partir de 2003 y el desarrollo que le dio a Rosario, no sólo con la capitalización de la renta agropecuaria, sino en la calidad constructiva y de diseño y la apertura de nuevos espacios, logrando una sinergia entre el sector público y el privado.

Mundo Vivienda fué un muy buen lugar para mostrar el desarrollo de la industria en la región como dinamizador de la economía y condensador de toda la inversión agropecuaria y de profesionales de la región centro. El encuentro contó con un importante número de empresas constructoras, inmobiliarias y proveedoras del sector que  participaron en el evento.

Fuente: Mundo vivienda Rosario

Grupo 1 Construcciones

San Juan 2595 1º piso
S2000OUG- Rosario
Santa Fe – Argentina
t. (+54 0341) 4266115

w. http://www.grupo1construcciones.com

m. ventas@grupo1construcciones.com

Súmate en Facebook

Deja un comentario

Archivado bajo Arquitectura, Ciudades Latinoamericanas

Arquitectura sustentable, edificios verdes

El diseño, construcción y mantenimiento de edificios causa un gran impacto en el medio ambiente y en los recursos naturales. Las casas que habitamos, nuestros lugares de trabajo y ocio son fuente de contaminación, pero este daño al medio ambiente podría reducirse considerablemente si se siguieran ciertas pautas a la hora de construir nuevos edificios.

Los edificios constituyen una importante fuente de contaminación que perjudica la calidad del aire urbano y que favorece el cambio climático: suponen la mitad de las emisiones de dióxido de sulfuro (presente en los combustibles y residuos domésticos), la cuarta parte de las de óxido nitroso y la tercera de las emisiones de dióxido de carbono, el contaminante con mayor incidencia en el cambio de clima. Así las cosas, uno de los desafíos de las sociedades desarrolladas es construir edificios que causen el menor uso posible de energía no renovable, que produzcan menos contaminación y residuos y, por qué no, que resulten más cómodos, económicos, saludables y seguros para las personas que viven y trabajan en ellos.

Viviendas “sanas”

Según diversos estudios, casi el 80% de las viviendas en europa son poco sanas. Algo tan simple como colocar la cama sobre zonas denominadas geopatógenas (como corrientes de agua o masas minerales), puede provocar, según algunas fuentes, trastornos de salud como estrés, caída del cabello, descanso insuficiente, dolores de cabeza o problemas de espalda. Los edificios y locales se construyen rápidamente, con el objetivo preferente de generar beneficios económicos, dejando relativamente de lado el bienestar y la salud de quienes las van a habitar o utilizar como lugar de trabajo o entretenimiento.

Algunos de los materiales que se usan habitualmente están relacionados con trastornos de salud. Por ello, en las construcciones verdes se utilizan materiales inocuos y de bajo impacto ecológico (ladrillos cerámicos, madera, piedra, fibras vegetales, tierra y morteros con cal). Se evitan el cemento, el hierro y los materiales sintéticos, y se apuesta por los materiales transpirables, autóctonos y no contaminantes que faciliten la integración estética de la edificación en el paisaje.

Los edificios denominados “verdes” y construidos siguiendo pautas bioclimáticas pueden lograr entre un 50% y un 80% de ahorro energético respecto de los convencionales. Para conseguirlo, deviene fundamental dar con la orientación que permita la máxima captación solar en las épocas frías. En el diseño bioclimático se tienen en cuenta las condiciones del terreno, el recorrido del sol y las corrientes de aire, aplicando todos esos aspectos en la distribución de los espacios y la orientación de las ventanas con la finalidad de que no sea necesario el uso del aire acondicionado o calefacción. Por ello, es importante la distribución de las distintas estancias de la casa: la zona de día al sur; cocina, comedor y salón, al sureste; baños y lugares de tránsito, como pasillos o vestíbulo, al norte o noroeste.

Reducir el gasto de energía y agua

Uno de los objetivos de los edificios verdes es disminuir el gasto de un bien tan escaso como el agua; aunque la electricidad es un tipo de energía aparentemente limpia, también produce contaminación electromagnética, sin olvidar que generarla comporta un apreciable coste ambiental. Los complejos de edificios construidos a partir de criterios de sostenibilidad disponen de sistemas de energías renovables, como pequeñas plantas eólicas o instalaciones solares, si bien esto limita sobremanera los lugares donde pueden ubicarse.

En los edificios convencionales otro gasto importante es el agua, tanto en su periodo de construcción -se precisan 3.600 litros de agua para fabricar una tonelada de cemento-, como durante su disfrute: en países como Gran Bretaña el consumo doméstico medio alcanza los 160 litros por persona y día, y en Estados Unidos sobrepasa los 220 litros. Uno de los principales problemas de la utilización del agua en los hogares es que raramente se distingue entre el agua para beber y el más propio de otros usos domésticos. El inodoro, sin ir más lejos, consume una tercera parte del total del agua utilizada en nuestras casas. Uno de los objetivos de los edificios verdes es, precisamente, controlar el gasto de ese bien escaso y particularmente, distinguir entre agua de consumo y de uso doméstico.

El coste adicional

Una de las razones que explica la muy lenta implantación de los edificios verdes en países como el nuestro, es su precio, que se estima un 15% superior al de las viviendas convencionales, lo que significa que una vivienda de 120.000 euros pasaría a costar 138.000 euros. Los materiales usados en el aislamiento y la instalación de sistemas de producción de energía solar explican ese sobrecoste. Pero este incremento en el precio supone a largo plazo un ahorro energético para el usuario, que revertirá en su propia salud y en un menor impacto al medio ambiente. A pesar de los beneficios que reporta este tipo de construcción, la arquitectura verde sigue teniendo un peso insignificante dentro de la producción arquitectónica mundial. En España, su desarrollo se limita a escasas iniciativas de promoción pública y a sectores muy concienciados de la iniciativa privada. Por el momento, la mayoría de este tipo de construcciones son viviendas unifamiliares construidas por personas de cierto poder adquisitivo y muy sensibilizadas con el deterioro medioambiental.

¿Cómo es un edificio verde?

Las prácticas de construcción denominadas “verdes” o “sostenibles” persiguen crear edificios más respetuosos con el ambiente y más eficientes en el uso de recursos. Los principales rasgos que diferencian a los edificios verdes son los siguientes:

Un edificio verde es una estructura concebida para aumentar la eficiencia y reducir el impacto medioambiental, al tiempo que mejora el bienestar de sus usuarios. Por ejemplo, la potenciación de la luz natural en el interior de la vivienda no sólo repercutirá en un ahorro económico y en un menor impacto medioambiental, debido al menor consumo de luz eléctrica, sino también podría reducir el posible estrés de sus ocupantes.

La construcción sostenible no se caracteriza por un rasgo concreto ni se limita a un conjunto de normas o requisitos. Se trata de un proceso completo, que abarca desde la elección del solar en que iniciará la construcción hasta la proyección de la estructura y la utilización de materiales ecológicos o la posibilidad de reciclaje de los mismos.

En Estados Unidos esta nueva forma de construir cuenta con un notable apoyo técnico y financiero proveniente de las administraciones públicas. En Europa y España existen programas de financiación como el PAEE (FEDER-IDEA), SAVE 3, THERMIE… que, además de ofrecer subvenciones, certifican este tipo de obras mediante las etiquetas verdes o ecológicas (LEEDS, ISO 14001, EEE…).  El ahorro en los costes de mantenimiento y gestión del inmueble debe justificar el coste superior de la inversión inicial.

Fuente: Edificios verdes

Grupo 1 Construcciones
San Juan 2595 1º piso
S2000OUG- Rosario
Santa Fe – Argentina
t. (+54 0341) 4266115

w. http://www.grupo1construcciones.com
m. ventas@grupo1construcciones.com

Súmate en Facebook

Deja un comentario

Archivado bajo Arquitectura